17 marzo 2009

Gran Torino... película políticamente incorrecta.-


El éxito en taquilla y repercusión en los medios informativos de la última película dirigida por Clint Eastwood... Gran Torino... es un ejemplo de que no todo está perdido en la industria del cine norteamericano.

La película tiene un guión muy astuto y la interpretación de Clint Isbut es sencillamente... magistral.

A través del guión, manifiesta una inusual inteligencia para demostrar (con escasos medios técnicos, sin efectos especiales y un presupuesto reducidísimo), que se puede hacer cine sugerente para todo el mundo y convencer a cada espectador de que ha visto la película que deseaba ver y que sus ideas sobre el mundo y la sociedad que habitamos han salido reforzadas, autorizadas nada menos que por un genio del cine contemporáneo... el duro e implacable Jarry el Sucio.

Resumen: un viudo huraño y solitario, amargado porque cometió barbaridades en la guerra de Corea... bastante racista pues no aguanta a sus vecinos orientales, acaba comprendiéndolos, ayudándolos, involucrándose en sus vidas y siendo tan amable, tan buena persona, que al final hará el supremo sacrificio, la entrega de su vida , en aras de un digno futuro para esos pobres emigrantes.

Hasta aquí, todo bien, todo muy en la línea de la globalización multicultural... que distingue con adornos de fresa y mermelada la ideología oficial de los bienpensantes.

Pero la estructura argumental es otra... un viejo reaccionario apesadumbrado por la insolencia de la inmigración, las pandillas callejeras, la violencia y la muerte...

Un veterano de la guerra de Corea que ha perdido a su esposa, vive solo, aislado en un mundo brutalmente invadido por el desarraigo de una inmigración sin más valores que la violencia... un mundo que ha dejado de ser el suyo y al que se resiste a reconocer como legítimo.

Ante su casa flamea la bandera norteamericana.

Por una serie de circunstancias, conoce al joven Thao... quien sólo será verdadero amigo cuando comprenda la necesidad de integrarse por completo en la forma de vida e ideario americano.

Kolwalski (así se llama Clin Isbut en la película), generoso en el empeño, lo somete a un paciente aprendizaje que incluye (escena sublime), la visita a la barbería, donde entre él y su amigo el peluquero de ascendencia italiana, enseñarán a Thao a "hablar como un hombre"... como un auténtico americano.

El joven da muestras de haber aprendido la lección cuando Kowalski le hace pasar la prueba de fuego, una entrevista con el encargado de las obras donde Thao trabajará honradamente en el futuro, olvidanse de robar coches y andar por las calles en compañía de pandilleros.

La familia de Thao empieza a apreciar en grado sumo a Kowalski, cuando éste los libra, momentáneamente, del acoso de una pandilla de asiáticos, son ellos, los vecinos orientales de Kowalski, quieren comprende la necesidad de acercamiento... de integración... y se apresuran a valorar y reconocer la superioridad del anciano representante de los valores occidentales... el primero de ellos: la prevalencia de la ley ante cualquier desmán protagonizado por los nómadas urbanos... le llevan continuamente obsequios.

Hay una escena... apabullante por lo ilustrativo... en la que Isbut/Kowalski... conversa con la hermana de Thao sobre la forma de vida en aquel barrio. Ella... como último argumento para decidirlo a que ayude a su hermano, le dice: "Usted es americano"... el viejo gruñón le responde: "Eso, qué quiere decir?? La hermana de Thao... se encoge de hombros y sonríe... no hace falta explicar lo evidente.

Finalmente... y tal como se ventea a lo largo de la película, el conflicto con las pandillas se agudiza hasta extremos intolerables. Kowalski lo resuelve con un soberano golpe de autoridad moral: la manifestación de supremacía de la cultura occidental respecto a los pandilleros.

Se inmola en un último sacrificio para que el peso de la ley caiga sobre los delincuentes... y con tan bello gesto redime a los (ahora sí) buenos asiáticos, ofreciéndoles un futuro para el que han ganado el derecho de cohabitación en el mismo momento en que comprendieron la necesidad de su integración en la cultura que los acoge.

El joven Thao... conduciendo el Gran Torino del 72... coche-tesoro que representa el vigor y al mismo tiempo el disfrute de la civilización, (vehículo que nadie más que su dueño hasta ese momento ha tenido permiso para manejar), es más elocuente que cualquier argumentación al respecto.

El coche se lo deja en herencia a Thao, porque el afanoso y disciplinado muchacho, acabó por merecerlo.

La elección testamentaria de Kowalski es todo un mensaje, muy duro y muy aleccionado: el futuro pertenece a quien sepa ganarlo... a quien lo merezca.

Y es que... las causas están para servirlas y las ideas para defenderlas... y Kowalski es siempre fiel a sus principios: el inmigrante que renuncia a integrarse y se cobija en el pandillismo y la violencia, acaba en presidio... mientras que el inmigrante que se esfuerza en acatar las leyes y las costumbres de su nuevo mundo... viaja hacia su porvenir a bordo del Gran Torino del 72... con la potencia del progreso... con la seguridad de la tradición que ha aceptado como propia.

Otro detalle de la película... si os fijáis... todos los negros y mestizos que salen en la película... son personajes totalmente negativos... no sale ni uno bueno. Y en una de las escenas en las que Isbut ahuyenta a unos negratas pandilleros violentos... se hace escarnio de un joven blanco que quiere imitar a los negros... al que además se describe como afeminado y cobarde.

Ay!! Ya no quedan películas como esta... su estilo... su humor... sus mensajes... y sobre todo su falta de complejos en estos tiempos...

Actualmente, ya hay barrios de París o Berlín, donde los moros han tomado literalmente la calle para imponer su ley salvajemente... y ahí ningún Kowalski conseguiría poner orden... a no ser que despertemos ya del letargo progre y digamos: "sí" a nuestra libertad occidental.

Clint Eastwood, me encandiló con los western... y tantos años después... sigo disfrutando con todas y cada una de las películas que ha hecho este gran maestro del cine... el mejor.-

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...